En las últimas horas numerosos establecimientos y presidentes de asociaciones de comerciantes de diferentes sectores y localidades se han puesto en contacto con la Federación del Comercio de Cantabria – COERCAN, patronal del sector en la región, debido a la situación actual del comercio minorista frente al coronavirus. Según nos están transmitiendo, la práctica totalidad de los comerciantes cerrarían sus negocios, pero manifiestan sus dudas e inseguridad respecto a la posibilidad de acogerse a ERTEs o solicitar posibles ayudas de las diferentes administraciones si cierran voluntariamente.

Los comerciantes también ven ilógico que pretendiendo evitar las aglomeraciones por posibles contagios, en los supermercados no se estén tomando medidas como sí se ha hecho en otros países en nuestra misma situación.

Por este motivo, desde COERCAN hemos enviado una solicitud al gobierno regional para que se decrete el cierre del comercio minorista, al igual que la hostelería, permitiéndose la apertura de alimentación, farmacias, e higiene personal o sectores estratégicos que se determinen.

De esta manera sería más sencillo para el comerciante poder optar a solicitar las ayudas que puedan establecerse próximamente por esta situación en la que nos encontramos.

Desde COERCAN estamos en permanente contacto con CEOE-CEPYME Cantabria, el Gobierno de Cantabria y la Confederación Española de Comercio – CEC para trasladar  a los profesionales del sector las novedades que vayan surgiendo.

Facebooktwitter